Zohar Diario # 3281 – Trumá – El sonido de la Redención

Daily Zohar 3281

Holy Zohar text. Daily Zohar -3281

Traducción Española de Daniel Schulman

95. Todos son perfeccionados con la secuencia de oración de Israel, que preparan por ellos mismos abajo con estos salmos y alabanzas y con esa oración que recitan. Tan pronto como se reúnen estos tres campamentos, los hijos de Israel comienzan a cantar ante su Señor. Ese campamento, designado para alabar a su Señor durante el día, se reúne con los hijos de Israel y canta estas alabanzas del Rey David, como hemos establecido.

96. Cuando Israel completa las alabanzas de los himnos de David, ellos dicen la alabanza de la Canción del Mar Rojo, como hemos establecido. Y si preguntas: ¿Por qué esta alabanza en el último servicio después de las alabanzas de David? ¿La Torá Escrita no precede a la Torá Oral, los Profetas y los Escritos, y no es apropiado colocarla primero?

97. La Congregación de Israel, QUE ES MALJUT, es perfeccionada por la Torá Escrita; por lo tanto, es necesario decir la canción en el comienzo de las oraciones, MUY CERCA DE LA ORACIÓN QUE SE RECITA SENTADOS. Esta alabanza es más valiosa que todas las otras alabanzas del mundo. Ella, MALJUT, no es perfeccionada por todas ellas tal como se perfecciona con esta alabanza. Por lo tanto, es adyacente a la oración que se recita sentado, ES DECIR LA ORACIÓN DE LA CUAL SE FORMA LUZ, como fue explicado.

98. Cuando se recita el Cantar del Mar, la Congregación de Israel es adornada con la corona con la cual el Santo, bendito sea Él, coronará al Rey Mesías. Esa corona está decorada y grabada con los Santos Nombres al igual que el Santo, bendito sea él, fue coronado el día en que Israel cruzó el mar y ahogó a todos los campamentos de Faraón y sus jinetes. Por lo tanto, una persona tiene que dirigir su voluntad a esta canción. Todo el que lo merezca en este mundo, merece ver al Mesías con la perfección de esa corona, las armas con las que está ceñido y merece alabar la canción allí. Hemos establecido estas cuestiones.

Traducción al hebreo:

95. מַחֲנֶה שְׁלִישִׁי הֵם עֲלָמוֹת עֶלְיוֹנוֹת, שֶׁמִּתְתַּקְּנוֹת עִם הַגְּבִירָה, וּמְתַקְּנוֹת אוֹתָהּ לְהַכְנִיסָהּ לִפְנֵי הַמֶּלֶךְ, וְאֵלֶּה הֵם הַמַּחֲנוֹת הָעֶלְיוֹנִים עַל כֻּלָּם. וְכֻלָּם מִתְתַּקְּנִים בַּסִּדּוּר שֶׁיִּשְׂרָאֵל מִתְתַּקְּנִים לְמַטָּה, בְּאוֹתָם שִׁירוֹת וְתִשְׁבָּחוֹת וּבְאוֹתָהּ תְּפִלָּה שֶׁמִּתְפַּלְלִים יִשְׂרָאֵל. כֵּיוָן שֶׁמִּזְדַּמְּנִים שְׁלֹשֶׁת הַמַּחֲנוֹת הַלָּלוּ, אָז יִשְׂרָאֵל פּוֹתְחִים בְּשִׁירָה וּמְזַמְּרִים לִפְנֵי רִבּוֹנָם. וְאוֹתוֹ מַחֲנֶה אֶחָד, שֶׁמְּמֻנֶּה לְשַׁבֵּחַ אֶת רִבּוֹנָם בַּיּוֹם, מִזְדַּמְּנִים עֲלֵיהֶם וּמְזַמְּרִים עִמָּם כְּאֶחָד בְּאוֹתָם הַשְּׁבָחִים שֶׁל דָּוִד הַמֶּלֶךְ, וַהֲרֵי בֵּאַרְנוּ אֶת הַדְּבָרִים.
96. בְּאוֹתוֹ זְמַן שֶׁמְּסַיְּמִים יִשְׂרָאֵל אֶת הַשְּׁבָחִים שֶׁל אוֹתָן תִּשְׁבָּחוֹת שֶׁל דָּוִד, אָז הַתִּשְׁבַּחַת שֶׁל שִׁירַת הַיָּם כְּמוֹ שֶׁבֵּאַרְנוּ. וְאִם תֹּאמַר, הֲרֵי הַתִּשְׁבַּחַת הַזֹּאת לָמָּה מְתֻקֶּנֶת אַחֲרוֹנָה אַחַר שִׁבְחֵי דָוִד, וַהֲרֵי תּוֹרָה שֶׁבִּכְתָב קוֹדֶמֶת לַתּוֹרָה שֶׁבְּעַל פֶּה, וְקוֹדֶמֶת לַנְּבִיאִים, וְקוֹדֶמֶת לַכְּתוּבִים, וּכְמוֹ שֶׁקּוֹדֶמֶת – כָּךְ צָרִיךְ לְהַקְדִּים (בְּשִׁירָה)?
97. אֶלָּא מִתּוֹךְ שֶׁכְּנֶסֶת יִשְׂרָאֵל לֹא מְתֻקֶּנֶת אֶלָּא מִתּוֹרָה שֶׁבִּכְתָב, מִשּׁוּם כָּךְ צָרִיךְ לוֹמַר אוֹתָהּ בְּרֵאשִׁית תִּקּוּנֶיהָ, וְזוֹ הַתִּשְׁבַּחַת הַמְעֻלָּה מִכָּל שְׁאָר הַתִּשְׁבָּחוֹת שֶׁבָּעוֹלָם. וְהִיא לֹא הִתְתַּקְּנָה מִכֻּלָּן כְּמוֹ שֶׁהִתְתַּקְּנָה מֵהַתִּשְׁבַּחַת הַזּוֹ, וְלָכֵן הִיא סְמוּכָה לִתְפִלַּת מִיֹּשֶׁב, כְּמוֹ שֶׁבֵּאַרְנוּ.
98. בְּאוֹתָהּ שָׁעָה כְּשֶׁנֶּאֱמֶרֶת שִׁירַת הַיָּם, מִתְעַטֶּרֶת כְּנֶסֶת יִשְׂרָאֵל בְּאוֹתוֹ כֶתֶר שֶׁעָתִיד הַקָּדוֹשׁ בָּרוּךְ הוּא לְעַטֵּר אֶת מֶלֶךְ הַמָּשִׁיחַ, וְאוֹתוֹ כֶתֶר גָּלוּף וְחָקוּק בְּשֵׁמוֹת קְדוֹשִׁים, כְּמוֹ שֶׁהִתְעַטֵּר הַקָּדוֹשׁ בָּרוּךְ הוּא אוֹתוֹ יוֹם שֶׁעָבְרוּ יִשְׂרָאֵל אֶת הַיָּם וְהִטְבִּיעַ אֶת כָּל מַחֲנוֹת פַּרְעֹה וּפָרָשָׁיו. וּמִשּׁוּם כָּךְ צָרִיךְ אָדָם לָשִׂים רְצוֹנוֹ בַּשִּׁירָה הַזּוֹ. וְכָל מִי שֶׁזּוֹכֶה לָהּ בָּעוֹלָם הַזֶּה, זוֹכֶה לִרְאוֹת אֶת מֶלֶךְ הַמָּשִׁיחַ בְּתִקּוּנֵי אוֹתוֹ הַכֶּתֶר וּבַחֲגִירַת כְּלֵי זֵינוֹ, וְזוֹכֶה לְשַׁבֵּחַ שִׁירָה זוֹ שָׁם, וַהֲרֵי בֵּאַרְנוּ אֶת הַדְּבָרִים.

Comentario de Zion Nefesh:
Traducción de Daniel Schulman

# 95
Los campamentos superiores de ángeles siguen el orden que los Israelitas establecen con las canciones y alabanzas en sus oraciones. Como se explicó anteriormente cuando los Israelitas comienzan con las canciones del rey David, los ángeles relacionados se unen a ellos.

# 96
Después de las canciones y alabanzas del Rey David, llegamos a la Canción del Mar de la Torá (Shemot/Éxodo 15:1). La Biblia tiene tres partes, la Torá, los Profetas y los Escritos. Los Salmos se encuentran en la parte de Escritos y la pregunta es por qué la canción del mar que viene de la Torá no es anterior a los Salmos de David.

# 97
El Zohar explica que Maljut recibe la Luz para su alimentación y corrección de la Torá. Este proceso comienza después de recitar los últimos 5 capítulos de Salmos. Luego nos conectamos con el Rey David y el Santo Templo, damos Tzedaká (tres monedas o cualquier cantidad) durante esta parte de la oración para obtener un “impulso” espiritual a medida que nos acercamos al mundo de la Creación, ‘Briá’. La canción del mar es la alabanza más importante que podemos darle a Hashem y la cantamos con alegría.

# 98
Cuando los israelitas cantan la Canción del Mar, la Shejiná en Maljut recibe la corona que el Santo, bendito sea El, colocará sobre la cabeza del Rey Mashíaj. Esta corona está diseñada con nombres sagrados que el Santo, bendito sea Él, usado cuando los hijos de Israel cruzaron el mar y los ejércitos del faraón se ahogaron en el mar.

Aquellos que cantan la canción con alegría y conciencia como si experimentaran los milagros del cruce del mar, ganarán méritos para ver a Mashíaj con su corona y armadura. En ese momento volveremos a cantar la canción del mar.

Lección:
La primera palabra de la canción está en tiempo pasado y la segunda palabra está en tiempo futuro. Nos enseña que esta canción tiene vida y energía desde la primera redención con Moshé y la Redención Final, también con Moshé. El poder de esta canción proviene del momento en que los Israelitas la cantaron cuando vieron la fuerza de Hashem y los milagros en el mar.

{||}