Zohar Diario # 2159 – Shlaj Lejá – Apoyo desde el Jardín del Edén

Daily Zohar 2159

Holy Zohar text. Daily Zohar -2159

Traducción Española de Daniel Schulman

31. “Estos son los nombres de los hombres que Moshé envió…” (Bemidbar/Números 13:4). Rabí Itzjak dijo: Moshé observó y se dio cuenta de que ellos, ES DECIR LOS ESPÍAS, no tendrían éxito en su misión, y luego oró por Ioshúa. Caleb estaba entonces angustiado. El dijo: ¿Qué haré, ya que Ioshúa va adelante con la máxima ayuda de Moshé, que él inspiró en él la iluminación de la luna, QUE ES MALJUT?. Él brillaba sobre él con su luz en su oración, ya que él es EL ASPECTO DEL sol, QUE ES ZEIR ANPIN. ¿Entonces qué hizo Caleb? Se quedó atrás DE LOS ESPÍAS y llegó a la tumba de los Patriarcas, y rezó allí su oración.

32. Rabí Iehudá dijo: Caleb tomó un camino diferente y recorrió sendas sinuosas, ES DECIR QUE SIGUIÓ CAMINOS TORCIDOS. Llegó a las sepulturas de los Patriarcas y se puso en peligro a sí mismo, comoestá escrito: “En donde estaban Ahimán, Sheshay y Talmay, hijos de Anaq” (Id. 22). Sin embargo, así como alguien afligido no presta atención a nada, también era con Caleb. Porque éste sentía angustia, no estaba atento y llegó para verter sus oraciones sobre las sepulturas en el cementerio de los Patriarcas, a fin de ser salvado del consejo DE LOS ESPÍAS.

Traducción al hebreo:

31. אֵלֶּה שְׁמוֹת הָאֲנָשִׁים אֲשֶׁר שָׁלַח מֹשֶׁה וְגוֹ’. אָמַר רַבִּי יִצְחָק, מֹשֶׁה הִסְתַּכֵּל וְיָדַע שֶׁלֹּא יַצְלִיחוּ בְדַרְכֵיהֶם, וְאָז הִתְפַּלֵּל עַל יְהוֹשֻׁעַ. וְאָז כָּלֵב הָיָה בְדֹחַק, וְאָמַר מָה אֶעֱשֶׂה? הֲרֵי יְהוֹשֻׁעַ הוֹלֵךְ בְּסִיּוּעַ עֶלְיוֹן שֶׁל מֹשֶׁה, שֶׁשָּׁלַח בּוֹ אוֹר הַלְּבָנָה, וְהוּא הֵאִיר עָלָיו בִּתְפִלָּתוֹ מִשּׁוּם שֶׁהוּא שֶׁמֶשׁ. מֶה עָשָׂה כָּלֵב? נִשְׁמַט מֵהֶם וְהָלַךְ לְקִבְרֵי הָאָבוֹת, וְהִתְפַּלֵּל שָׁם תְּפִלָּתוֹ.
32. אָמַר רַבִּי יְהוּדָה, דֶּרֶךְ אַחֵר לָקַח, וְעִקֵּם שְׁבִילִים, וְהִגִּיעַ עַל קִבְרֵי הָאָבוֹת וְהִסְתַּכֵּן בְּעַצְמוֹ, שֶׁהֲרֵי כָּתוּב וְשָׁם אֲחִימָן וְשֵׁשַׁי וְתַלְמַי יְלִידֵי הָעֲנָק. אֲבָל מִי שֶׁהוּא בְדֹחַק, לֹא מִסְתַּכֵּל עַל דָּבָר. כָּךְ כָּלֵב, מִשּׁוּם שֶׁהָיָה בְדֹחַק, לֹא הִסְתַּכֵּל עַל דָּבָר, וּבָא לְהִתְפַּלֵּל עַל קִבְרֵי הָאָבוֹת לְהִנָּצֵל מֵעֵצָה זוֹ.

Comentario de Zion Nefesh:
Traducción de Daniel Schulman
Bemidbar/Números 13:22
“Pues que subieron por la tierra del mediodía y llegaron a Hebrón, en donde estaban Ahimán, Sheshay y Talmay, hijos de Anaq”

Los tres eran gigantes sanos y fuertes y los espías se asustaron cuando los vieron.
El Zohar revela que Caleb sabía que necesitaba contar con apoyo para superar el miedo. Tomó caminos que no transitaba la mayoría de la gente, simplemente para llegar a salvo a la cueva de la Majpelá en Hebrón y orar por el apoyo de los Patriarcas.

He oído de Rabí Nissim Peretz Z’L que existe una conexión entre la Cueva de la Majpelá y el nombre de Hashem de Maljut. Este Nombre se denomina ‘doble nombre’ debido a la forma en que está escrito el Nombre de Hashem. La ‘Iud’ está escrita en su única forma, que es ‘Iud’ y ‘Hei-Hei-Vav-Vav-Hei-Hei’.

La letra ‘Iud’ es la raíz y contiene todos los niveles. Las otras tres letras están duplicadas para mostrar el paralelismo de lo Superior y lo inferior. Este Nombre controla a Maljut y al mismo tiempo proporciona la conexión paralela que hacen que sea fácil de usar y ascender a los niveles superiores.

La palabra ‘paralelo’ ‘Makbil’ tiene la misma raíz que la palabra Cabalá. Cabalá por sí mismo o “recibir” y mediante la comprensión de la raíz vemos que la Cabalá está conectada a los niveles superiores utilizando las herramientas espirituales de abajo.

La palabra Hebrón significa conexión. Hebrón es el lugar que Avraham escogió para establecer una conexión para su alma y para quienes lo siguieron, entre los niveles Superior e inferior. El Zohar revela que la entrada al Jardín del Edén está en la Cueva de la Majpelá (Zohar Lej Lejá # 95). Caleb fue sabio en buscar el apoyo de los Patriarcas en la cueva de la Majpelá en Hebrón. Esto le dio protección frente a los aspectos negativos de la Tierra. De hecho todos buscamos el apoyo de los Patriarcas cada vez que rezamos la Oración Silenciosa (Amidá), que siempre comienza con la conexión a Avraham, Itzjak y Iaacov y su protección.

{||}