Zohar Diario # 2808 – Ekev – Siete secretos en la cabeza

Daily Zohar 2808

Holy Zohar text. Daily Zohar -2808

Traducción Española de Daniel Schulman

64. Los Sabios de Bendita Memoria han interpretado que Moshé instituyó para los hijos de Israel la bendición “Quien sostiene (Heb. ‘hazan’)” cuando el maná descendió sobre ellos. Ioshúa instituyó para ellos la bendición sobre la tierra cuando los hizo entrar en la Tierra Santa. David y Shlomó instituyeron la bendición para la construcción de Jerusalém. Además, hay una indicación de la bendición después de la comida en el pasaje relacionado con el maná, tal como está escrito: “Y por la mañana os saciaréis de pan y conoceréis que Yo soy Hashem. vuestro Elokim” (Shemot/Éxodo 16:12).

65. Rabí Shimón dijo: El secreto de estas siete Zain – LAS TRES ZAIN EN LAS TRES SHIN PRINCIPALES Y EN LAS CUATRO ZAIN EN LAS CUATRO SHIN PRINCIPALES – que están inscritas en los Tefilin, es que las Zain en las Shin INSCRITAS EN AMBOS LADOS DE LOS TEFILIN aluden a los siete lóbulos en el pulmón del hombre, por los cuales inhala aire y exhala de su boca una chispa ardiente – PORQUE EL AIRE SE COMPONE DE FUEGO, AGUA Y AIRE. Ellos también aluden a los siete días DE LA SEMANA y a las SIETE semanas desde Pesaj hasta Shavuot. Además, indican los siete brazos del candelabro, en los cuales hay siete lámparas santas. También indican
los siete planetas que brillan en el firmamento e indican los siete grados: JESED, GUEVURÁ, TIFERET, NETZAJ, HOD, IESOD Y MALJUT, mediante los cuales se sostiene el mundo, que son la base, la raíz y la esencia de todo. Los amigos dijeron acerca de estas SIETE ZAIN que quien quiera ponerse los Tefilin sobre la cabeza tiene que examinar estas dos Shin insinuadas en las siete Zain, ya que hay una alusión en ellas a misterios ocultos y profundas alusiones.

Traducción al hebreo:

64. וְדָרְשׁוּ חֲכָמִים זִכְרוֹנָם לִבְרָכָה, מֹשֶׁה תִּקֵּן לָהֶם לְיִשְׂרָאֵל בִּרְכַּת הַזָּן בְּשָׁעָה שֶׁיָּרַד לָהֶם הַמָּן. יְהוֹשֻׁעַ תִּקֵּן לָהֶם בִּרְכַּת הָאָרֶץ בְּשָׁעָה שֶׁהִכְנִיסָן לָאָרֶץ. דָּוִד וּשְׁלֹמֹה תִּקְּנוּ בּוֹנֵה יְרוּשָׁלָיִם. עוֹד נִמְצָא בְּפָרָשַׁת הַמָּן רֶמֶז לְבִרְכַּת מָזוֹן בַּמָּן עַצְמוֹ, שֶׁנֶּאֱמַר (שמות טז) וּבַבֹּקֶר תִּשְׂבְּעוּ לֶחֶם וִידַעְתֶּם כִּי אֲנִי ה’ אֱלֹהֵיכֶם.
65. אָמַר רַבִּי שִׁמְעוֹן, הַסּוֹד שֶׁל אוֹתָן שֶׁבַע זַיְ”נִים שֶׁרְשׁוּמוֹת בַּתְּפִלִּין, שֶׁהוּא שִׁבְעָה שִׁבְעָה, שֶׁרוֹמְזוֹת לְשֶׁבַע אוּנוֹת שֶׁל הָרֵאָה שֶׁל הָאָדָם, שֶׁבָּהֶן שׁוֹאֵב רוּחַ, וּמִמֶּנָּה מֵפִיק הִתְנוֹצְצוּת אֵשׁ שֶׁדּוֹלֶקֶת מִפִּיו. וְעוֹד, שֶׁהֵן רֶמֶז לְשִׁבְעָה יָמִים, וְהַשָּׁבוּעוֹת שֶׁמִּפֶּסַח לַעֲצֶרֶת. וְעוֹד, שֶׁהֵן רוֹמְזוֹת לְשִׁבְעָה קְנֵי הַמְּנוֹרָה שֶׁיֵּשׁ עֲלֵיהֶם שִׁבְעָה מְאוֹרוֹת קְדוֹשִׁים. וְעוֹד, שֶׁהֵן רוֹמְזוֹת לְשִׁבְעָה כּוֹכְבֵי לֶכֶת שֶׁהֵם מְאִירִים בָּרָקִיעַ. וְעוֹד, שֶׁהֵן רוֹמְזוֹת לְשֶׁבַע מַדְרֵגוֹת שֶׁהָעוֹלָם עוֹמֵד עֲלֵיהֶן, וְהֵן יְסוֹד וְשֹׁרֶשׁ וְעִקַּר הַכֹּל, וַעֲלֵיהֶן אָמְרוּ הַחֲבֵרִים, כָּל מִי שֶׁרוֹצֶה לְהָנִיחַ תְּפִלִּין שֶׁל רֹאשׁ, צָרִיךְ לְהִסְתַּכֵּל בְּאוֹתָן שְׁתֵּי שִׁי”נִים, שֶׁהֵם רוֹמְזוֹת לְאוֹתָן שֶׁבַע זַיְ”נִים, שֶׁיֵּשׁ בָּהֶן רֶמֶז סוֹדוֹת נִסְתָּרִים, עֲמֻקִּים רְמוּזִים.

Comentario de Zion Nefesh:
Traducción de Daniel Schulman
# 64
Las primeras bendiciones fueron establecidas por Moshé en el desierto cuando recibimos el regalo del Maná de los cielos.

“Bienaventurado eres, Hashem, que proporciona alimento para todos”.
Ioshúa agregó la bendición cuando entraron en la Tierra de Israel.
“Bendito eres, Hashem por la tierra y por el sustento”

El rey David preparó todo para que su hijo, el rey Shlomó, construyera el Santo Templo. Ellos agregaron la tercera bendición:

“Bendito eres, Hashem, que en su misericordia reconstruye Jerusalém. Amén”.

En la historia de la Torá acerca del Maná que baja del cielo encontramos la conexión con la bendición de la comida.

Shemot/Éxodo 16:12
“Yo he oído las murmuraciones de los hijos de Israel; háblales, diciendo: A la caída de la tarde comeréis carne y por la mañana os saciaréis de pan; y conoceréis que Yo soy Hashem, vuestro Elokim”.

‘Y conoceréis’ es el aspecto de la conexión, ‘Da’at’, que entrega la Luz Superior a los niveles inferiores.

“Conocer” es hacer una conexión con los niveles Superiores. La bendición sobre el Maná se basó en el sabor especial que las personas querían probar del Maná.

Si era un fruto, la bendición era para los frutos, etc. Las personas justas no buscaban satisfacer su deseo de un sabor específico. Realizaban la bendición “Bendito eres Tú, Hashem, que ha traidoo pan de los cielos”.

Cuando encontremos el Maná que Moshé salvó para el futuro (Shemot/Éxodo 16:33), podremos repetir esta bendición.

# 65

En los Tefilin de la cabeza tenemos la letra Shin de un lado, formada con tres letras Zain y en el otro lado la letra Shin conformada con cuatro letras ‘Zain’. Rabí Shimón dice que implican las siete partes de los pulmones que absorben aire y sacan chispas de fuego de la boca.

El aire incluye el Fuego (desde la tibieza del corazón que está entre los pulmones), el Agua (desde la humedad en el aire) y el Aire. También las 7 letras se refieren a los siete días de la semana, llamados días de Shabat, que es el séptimo día.

También las siete semanas desde Pesaj hasta Shavuot. También los siete brazos de la Menorá que tienen siete velas santas. También los siete planetas principales que vemos en el cielo.

Los siete implican a las siete sefirot de Jesed, Guevurá, Tiferet, Netzaj, Hod, Iesod y Maljut, de las cuales depende el mundo. Ellas son la raíz y la base que sostienen este mundo.

El Zohar dice que cuando colocamos los Tefilin en nuestra cabeza debemos mirar las dos letras Shin la derecha y a la izquierda de los Tefilin porque ocultan secretos profundos.

{||}