ZOHAR DIARIO # 3371 – SHLAJ LEJÁ – EL DÍA QUE LA MUERTE SE DETUVO

Daily Zohar 3371

Holy Zohar text. Daily Zohar -3371

Traducción al Español:  Daniel Schulman

103. Rabí Ilai les dijo que entraran a otra área y miraran a su alrededor. Entraron en otro jardín y también vieron, ADEMÁS DE OTRAS COSAS, personas cavando tumbas. Inmediatamente ellos mueren e inmediatamente reencarnan con brillantes cuerpos santos, DADO QUE ESTOS ERAN FALLECIDOS EN EL DESIERTO. Ellos le dijeron: ¿Qué es esto? Él les respondió: Hacen esto todos los días y, cuando mueren, la impureza que recibieron antes se descompone inmediatamente. Se levantan rápidamente con cuerpos nuevos y brillantes, con estos cuerpos santos que tenían cuando estaban parados en el Monte Sinaí, exactamente como los ves, ya que todos estuvieron en el Monte Sinaí con cuerpos totalmente libres de suciedad. Tan pronto como atrajeron sobre sí mismos la Inclinación al Mal, volvieron a tener otros cuerpos que los que tenían con anterioridad a esto, cuerpos extraños, ES DECIR QUE LA IMPUREZA DE LA SERPIENTE FUE NUEVAMENTE SOBRE ELLOS. Sobre esto, está escrito: “Por lo cual los hijos de Israel se despojaron de sus atavíos desde el monte de Horev” (Shemot/Éxodo 33:6).

104. Una voz se agitó y dijo: Vayan y congréguense allí. Aholiav se paró en su lugar y había sillas delante de él. De repente, todo desapareció y no vieron nada. Permanecieron solos bajo los árboles en el jardín. Notaron otra puerta. Entraron allí, vieron una cámara y se sentaron allí. Había dos jóvenes. Alzaron los ojos y vieron una estancia que estaba bordada en todos los tipos de arte y colores existentes en el mundo. Sobre ella se extendía una cortina de luz brillante, a la que los ojos no podían mirar. Más allá de eso, no vieron nada.

 

Traducción al Hebreo:

103. אָמַר לָהֶם רַבִּי אִילָאִי, הִכָּנְסוּ לְמָקוֹם אַחֵר וְתִרְאוּ. נִכְנְסוּ לְתוֹךְ גִּנָּה אַחֶרֶת, וְרָאוּ גַם כָּךְ כּוֹרִים קְבָרִים, וּמִיָּד מֵתִים, וְחוֹזְרִים חַיִּים בְּגוּפוֹת מְאִירִים קְדוֹשִׁים. אָמְרוּ לוֹ, מַה זֶּה? אָמַר לָהֶם, זֶה עוֹשִׂים בְּכָל יוֹם, וּמִיָּד שֶׁשּׁוֹכְבִים, מִתְעַכֶּלֶת אוֹתָהּ זֻהֲמָה רָעָה שֶׁקִּבְּלוּ בַתְּחִלָּה, וְעוֹמְדִים מִיָּד בְּגוּפִים חֲדָשִׁים מְאִירִים, בְּאוֹתָם גּוּפִים קְדוֹשִׁים שֶׁעָמְדוּ עַל הַר סִינַי, כְּמוֹ שֶׁאַתֶּם רוֹאִים, עָמְדוּ כֻלָּם עַל הַר סִינַי בְּגוּפִים לְלֹא לִכְלוּךְ כְּלָל. כֵּיוָן שֶׁהִמְשִׁיכוּ עֲלֵיהֶם יֵצֶר הָרָע, חָזְרוּ בְגוּפִים אֲחֵרִים שֶׁל גּוּפִים רִאשׁוֹנִים, גּוּפִים נָכְרִיִּים, זֶהוּ שֶׁכָּתוּב (שמות לג) וַיִּתְנַצְּלוּ בְנֵי יִשְׂרָאֵל אֶת עֶדְיָם מֵהַר חוֹרֵב.
104. קוֹל הִתְעוֹרֵר: לְכוּ הִתְכַּנְּסוּ, הֲרֵי אָהֳלִיאָב עוֹמֵד עַל עָמְדוֹ, וְכָל אוֹתָן קָתֶדְרָאוֹת עִמּוֹ. לְשָׁעָה פָּרְחוּ כֻלָּם וְלֹא רָאוּ דָבָר. נִשְׁאֲרוּ לְבַד תַּחַת אִילָנוֹת הַגִּנָּה. רָאוּ פֶּתַח אַחֵר, נִכְנְסוּ לְשָׁם, רָאוּ הֵיכָל אֶחָד, נִכְנְסוּ וְיָשְׁבוּ שָׁם. שְׁנֵי עֲלָמִים הָיוּ שָׁם. הֵרִימוּ עֵינַיִם, וְרָאוּ מִשְׁכָּן אֶחָד מְרֻקָּם בְּכָל מִינֵי צִיּוּרִים וּגְוָנִים שֶׁל הָעוֹלָם, וְעָלָיו פְּרוּסָה פְּרִיסַת אוֹר נוֹצֶצֶת שֶׁלֹּא יְכוֹלוֹת הָעֵינַיִם לְהִסְתַּכֵּל. (וּכְפִי שְׁנֵי מִילִין רָאוּ תוֹךְ אוֹתוֹ הַמִּשְׁכָּן עַד מְקוֹם פְּרִיסַת הַפָּרֹכֶת שֶׁלֹּא רָאוּ) מִשָּׁם וָהָלְאָה לֹא רָאוּ כְלוּם.

 

Comentario de Zion Nefesh:

Este estudio está dedicado a operaciones exitosas realizadas hoy (jueves), especialmente para mi amigo LC. B”H todo va bien. Por favor, medite en que todos los cirujanos que realizan operaciones hoy son canales para la Luz de la sanación que proviene de Hashem.

# 103
Rabí Ilai llevó a Rabí Jiá y Rabí Itzjak al Jardín donde vieron a personas cavar tumbas y fallecer de inmediato, y luego volver a la vida en brillantes cuerpos santos.
Pidieron una explicación y Rabí Ilai les dijo que todos los días ellos se acuestan en las tumbas que cavaron para sí mismos y para las impurezas que llevaban antes de ser consumidas y ellos pueden retroceder en cuerpos nuevos y puros.

Los Israelitas se pararon en el Monte Sinaí en cuerpos puros, pero después de que pecaron, la Inclinación al Mal se adhirió a ellos y los alejó de su santidad como leemos en Shemot/Éxodo 33:6:
“Por lo cual los hijos de Israel se despojaron de sus atavíos desde el monte de Horev”

# 104
Una voz salió y anunció: “Vayan y congréguense porque Aholiav está en su lugar preparado para hablar”. Los sabios que estaban presentes se fueron volando, dejando a los Rabís en el Jardín. Notaron otra abertura y entraron allí. Vieron una habitación grande con dos jóvenes. Entraron y se sentaron y cuando miraron a su alrededor vieron una vivienda decorada con bordados artísticos y diferentes colores del mundo. Encima de la habitación había una cortina de luz brillante que sus ojos no podían mirar. No podían ver nada más allá del telón.

Lección:

El pecado del Becerro de Oro atrajo una gran negatividad al pueblo. El pecado del mal hablar de los 10 espías que vino después causó una mayor negatividad tal que no pudieron ingresar a Tierra Santa. Hashem decretó que la generación que dejó Egipto moriría en el desierto.

Todos los días, la gente cavaba su propia tumba y yacían en ella durante la noche. Por la mañana, los vivos se levantaban y los muertos eran enterrados. Esto sucedía todos los días hasta que un día todos se levantaron de sus tumbas y fue una gran alegría para todos.

Este evento es una de las razones por las que celebramos el 15 de Av, el día que se detuvo la muerte. En los viejos tiempos, las personas justas solían cavar su propia tumba y visitarla de vez en cuando para recordarse a sí mismos que la vida es temporal y que el enfoque está en cómo mejorar su alma para siempre.

Hoy en día podemos dibujar y escribir nuestra propia lápida y mirarla para recordarnos lo que es realmente importante en nuestras vidas.
B”H veamos el día en que la muerte se detenga para siempre.

{||}