LA SUCÁ

Ieshaiahu/Isaías 4:6
“La cual será abrigo para sombra contra el calor del día y para refugio y escondedero contra el aguacero y la lluvia”

El Zohar cita a Ieshaiahu/Isaías y afirma que la Sucá proporciona la misma protección que el Arca de Nóaj que proporciona protección de los juicios fuera del Arca.

A Nóaj se le pidió que trajera ‘de todos lo ‘vivo’, ‘Mikol Ajiai’. Lo ‘vivo’, ‘Jai’ es numéricamente 18 por las 18 Bendiciones en la oración que se divide en nueve para la Luz Directa de las Sefirot de Keter a Iesod y nueve para la Luz Retornante de Iesod a Keter. Maljut no tiene Luz propia y la energía de ‘vida’ proviene de las nueve Sefirot arriba de ella. Revelamos la Luz Superior en Maljut cuando la ’empujamos’ hacia Arriba – restringimos – y creamos la Luz Retornante.

La Luz espiritual se revela de manera similar a la luz física. Podemos ver las cosas solo cuando la luz se dirige hacia un objeto (vasija) y el objeto refleja la luz. El negro representa el Deseo de Recibir para Sí Mismo. Éste traga la luz pero permanece en la ‘oscuridad’. El blanco comparte todo lo que recibe pero tiene una gran revelación de Luz.

La Shejiná es el aspecto de la Sucá. Ella nos protege y extiende sus alas como una madre sobre sus hijos. El séptimo es el aspecto de la Shejiná. Los preceptos de la Sucá están en el séptimo mes. En Shabat que es el séptimo día, tenemos la elevación a Biná y se revela la Shejiná. Por eso bendecimos el viernes por la noche ‘Hapores Sucat Shalom Aleinu’, ‘Bendito… que derrama una Sucá de paz sobre nosotros …”

Además de preservar la sabiduría de la Cabalá para las generaciones futuras, Rabí Shimón escribió el Zohar para brindar apoyo a la Shejiná en el exilio después de la destrucción del Santo Templo. Los secretos que se revelan en el Zohar crean una unificación de Iud-Hei-Vav-Hei Superior y AD’NI inferior para proporcionar protección como en la Sucá.

La Sucá es numéricamente 91 como la combinación de los dos Nombres anteriores. Escuché de Rabí Benyahu Shemueli citando a Rabí Shimshon de Ostropoli (http://rabbishimon.com/tzadikim/showz.php?p=shimshonostro.htm, http://en.wikipedia.org/wiki/Samson_ben_Pesah_Ostropoli) sobre la conexión entre los dos nombres y el Arca a través de las medidas del Arca.

Bereshit/Génesis 6:15
“Y de esta manera la harás: trescientos codos la longitud del arca, cincuenta codos su anchura y treinta codos su altura”

Un codo. ‘Amá’ = 18 pulgadas o 45 centímetros.
Las medidas reales especificadas en la Torá pueden hacer que el tamaño de un bote sea agradable, pero no uno que pueda contener todos los animales necesarios para cargar en él.

El secreto de las medidas es la conexión con los nombres de Hashem, unificando los niveles Superior e inferior.

Multiplicamos el valor de las letras de los nombres entre sí como en la tabla a continuación para revelar la conexión y protección del Arca.

No necesitamos buscar los restos del Arca de Noaj en la cima de los montes Ararat, sino abrir los libros del Zohar. Cuando estudiamos el Zohar nos introducimos en una Sucá espiritual que conecta lo Superior con lo inferior y nos protege de los juicios como si estuviéramos en el interior del Arca de Noaj.